Deportes

Entrenador placa a una jugadora y evita perder el partido

Gunnar Prokop es un entrenador de balonmano que no dudó, a falta de 8 segundos para el final del partido y cuando estaban empatados, en saltar a la cancha y placar contundentemente a una jugadora del equipo rival que se dirigía con el balón hacia la portería. Era un partido de la Liga de Campeones femenina, que enfrentaba al equipo austriaco del “entrenador loco” (como ahora se le conoce) contra el Metz francés.

Lo curioso del caso es que la reacción del entrenador, después de la acción, fue sonreir de forma irónica (es el momento que recoge la fotografía superior). El árbitro, como es natural, lo expulsó. Pero no se vió ningún tipo de protesta por el equipo contrario, a pesar de que el partido acabó en empate, debido a la salida del entrenador Prokop.

El Tribunal de Arbitraje de la Federación Europea de Balonmano, EHF, decidió suspenderlo por tres años, 45.000 euros de multa al técnico y 30.000 al club, por supuesto el punto obtenido en el partido se le han descontado.

La pena es que en vez de una jugadora de un equipo femenino, no fuera un lateral de 1,90 m. y 95 kg. de peso, seguro que se lo pensaría antes de saltar, y en caso de hacerlo, no creo que se retirara sonriendo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *